Refrescando el Verano del Peru

Adviento Lima 2016

Adviento Lima 2016
Primer domingo de Adviento 2016 - Ciclo A

Navidad de antaño

Navidad de antaño
02.12 La Navidad en Lima de antaño

Niño Jesús - 2016

Niño Jesús - 2016
Solemnes cultos en Honor al Niño Jesus El Doctorcito - Lima

jueves, 4 de febrero de 2016

Lindas abejitas en Lima




Los  panales y la  Policía Ecológica

Recomiendan no tocarlos ni molestarlos para evitar picaduras de las abejas
  
 portada
  

Entre tres y cuatro reportes de la presencia de panales recibe a diario la Policía Ecológica, sobre todo en época de verano cuando proliferan estos insectos, se informó hoy.

El director contra la Tala Ilegal y de Protección de Recursos Naturales de la Policía Nacional, coronel Gilberto Castañeda, dijo que las abejas construyen sus panales principalmente en árboles, casonas donde hay madera a la vista, en tanques de agua muy altos y hasta en postes de alumbrado.



La primera recomendación en estos casos, dijo el oficial, es no molestar a  las abejas ni tocar el panal con nada, porque este tipo de insectos suele reaccionar y atacar masivamente. "Lo que se debe hacer es comunicar a la Policía al 105 o al teléfono 577-7447.

"La población tiene que entender que a veces no podemos acudir inmediatamente porque tenemos programados varios recojos pero de todas maneras lo haremos lo más rápido posible", indicó y agregó que el retiro de los panales está a  cargo de personal especializado y con la indumentaria con la protección necesaria para realizar esa labor.

Luego, los panales son llevados a las zonas donde hay apicultores autorizados por el Servicio Nacional de Sanidad Agraria (SENASA).

El coronel Gilberto recomendó que en caso una persona fuera picada por abejas, lo más recomendable es acudir a un centro médico porque su salud se puede complicar si resulta siendo alérgica.


El último lunes (1ro de febrero), en Lurín un niño de 10 años falleció tras ser picado por un gran número de abejas con cuyo panal se tropezó al tratar de recoger la pelota con la que jugaba.

La picadura de una abeja puede ser medicinal, pero de varias resulta mortal