Refrescando el Verano del Peru

Adviento Lima 2016

Adviento Lima 2016
Primer domingo de Adviento 2016 - Ciclo A

Navidad de antaño

Navidad de antaño
02.12 La Navidad en Lima de antaño

Niño Jesús - 2016

Niño Jesús - 2016
Solemnes cultos en Honor al Niño Jesus El Doctorcito - Lima

viernes, 12 de febrero de 2016

El niño mártir mexicano que el Papa declara Santo.





Si gritas: ‘¡Muera Cristo rey!’”, 
te perdonamos la vida, le decían los federales. 

“¡Anda, que grites: ‘¡Muera  Cristo rey!’”. 
Pero él gritaba, más fuerte todavía: 
“¡¡¡Viva Cristo rey!!!”


--

Por proclamar, hasta la misma muerte, la fe en Cristo, el protagonista de esos hechos será declarado santo de la iglesia católica.

Es el mexicano de menos de quince años de edad José Sánchez del Río.

La Cristiada

El motivo que desató el combate entre católicos y federales en los años 20 hoy se antoja increíble.

Fue el culto público, o sea celebrar ritos fuera de los templos; sostener escuelas, pues ésa es tarea del Estado; impartir religión junto con la educación, pues el estado es laico; hacer uso los ministros de derechos civiles, ya que carecían de ellos; tener propiedades y levantar construcciones; fundar órdenes religiosas… lo que provocó esa guerra.

El gobierno descubrió que esas acciones violaban la ley, reprimió, y grupos de fieles armados lo enfrentaron de inmediato.

Aquello fue un baño de sangre.

Hoy a esas milicias religiosas se les tacha de fanáticas: la sociedad de este siglo las compara con los fundamentalistas y da vuelta a la hoja. Y al gobierno se le critica por extremoso ya que 60 años después el presidente Carlos Salinas de Gortari legalizó, por decirlo rápido, todas las expresiones que provocan la violencia de sus antecesores.

Aquellos vivas a Cristo fueron la consigna repetida una y otra vez en la clandestinidad o incluso abiertamente  por los opositores a la persecución religiosa. Tanto unos se equivocaban creyendo que se podía vencer a los federales, como otros creyendo que el catolicismo se acabaría con obligar a los rebeldes a proclamar la muerte de Cristo.

Torturado por los federales… pero no ahora: hace 88 años

José Sánchez del Río fue uno de los convencidos de que el combate era la forma de enfrentar las decisiones del presidente, pero su edad no le permitía ser admitido en las fuerzas organizadas para ese fin. En un enfrentamiento cayó su general y al calor de la circunstancia José tomó las armas y combatió, con notable valor.

Su arrojo no sólo convenció a los suyos, sino que un mando del grupo contrario lo invitó a unírseles. José Sánchez se negó contrariado, lo que le produjo el encarcelamiento para ser fusilado.

Con una crueldad de mexicanos contra mexicanos que sólo se ha vuelto a ver en estos tiempos de la narcoguerra, el novel cristero fue torturado.

Se le desollaron las plantas de los pies y se le hizo caminar así para escarmiento de sus paisanos a través del pueblo, hasta el borde de la tumba, mientras él seguía repitiendo su proclama cristiana.

Llegaron al cementerio. Allí desquitaron el coraje que su desafío les produjo arremetiendo contra él a puñaladas, para finalmente eliminarlo con un disparo a la cabeza.

Por Héctor Osorio Lugo – Noticias yahoo.com


José Sánchez del Río
(28 de marzo de 1913 ---10 de febrero de 1928) 

Fue un joven cristero de 14 años de edad, procesado y ejecutado por oficiales del gobierno Mexicano, durante la guerra cristera en México. Fue declarado beato por el Cardenal Saraiva Martins en la ciudad de Guadalajara el 20 de noviembre de 20051 y el 21 de enero del 2016 el Papa Francisco firmó el decreto que permite su canonización.

Biografía
José Sánchez del Río nació el 28 de marzo de 1913, en Sahuayo, Michoacán. Asistió a la escuela en su pueblo natal, se integró a las vanguardias del grupo local de la ACJM y posteriormente, en Guadalajara, Jalisco. Cuando estalló la Guerra Cristera en 1926, sus hermanos se unieron a las fuerzas cristeras, pero su madre no le permitió unirse. El general Prudencio Mendoza, también rechazó que se enlistara. El niño insistió que quería tener la oportunidad de participar en el conflicto. Las palabras que convencieron a su madre para que lo dejasen ir fueron las siguientes "Nunca ha sido tan fácil ganarse el cielo como ahora".
Durante una lucha muy dura el 6 de febrero de 1928, el caballo del general fue impactado por las balas enemigas y José le dio el suyo diciéndole, "Aquí está mi caballo. Usted hace más falta a la causa que yo". Las tropas del gobierno lo hicieron prisionero y lo encerraron en la sacristía de la iglesia local.

Proceso
El proceso y ejecución de José fue presenciado por dos de sus amigos de la infancia. Uno de ellos, el padre quien "presenció aquellos hechos admirables y se grabó en su corazón para siempre el ejemplo de fidelidad a Cristo Rey que había recibido de su amigo mártir José. En varias ocasiones, el Padre, ha narrado el martirio de José, sobre todo cuando habla a los jóvenes para mostrarles un ejemplo claro de cómo tiene que ser todo cristiano auténtico.

Martirio
El viernes 10 de febrero lo sacaron de la parroquia al mesón general del ejército federal. Le cortaron las plantas de los pies, haciéndole derramar inmediatamente la sangre, lo condujeron descalzo (pues tenía los pies desollados) por la calle Insurgentes, hasta topar con lo que ahora es el Instituto Sahuayense, dieron vuelta con al Boulevard y se fueron todo derecho hasta llegar al panteón Municipal. En todo el trayecto, José, iba dando gritos y vivas a Cristo Rey y a la Virgen de Guadalupe. Llorando pero a la vez rezando por el camino, le fue señalada su tumba y poniéndose al pie de ella fue ahorcado y acuchillado por sus verdugos. Uno de ellos, Rafael Gil Martínez, apodado "El Zamorano" lo bajó del árbol donde había sido colgado y le preguntó: ¿Qué quieres que le digamos a tus padres? y José, con el dolor que tenía pudo decir con voz de mucha fatiga: Que Viva Cristo Rey y que en el cielo nos veremos. El verdugo lleno de odio, sacó su pistola y de un tiro en la sien que le dio a Joselito, lo mató. Eran las 11:30 de la noche en Sahuayo, Michoacán .

Beatificación
José Sánchez del Río fue beatificado junto con otros 11 mártires mexicanos de la defensa religiosa el 20 de noviembre de 2005, en el Estadio Jalisco de Guadalajara, en una ceremonia presidida por el Cardenal José Saraiva Martins, prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos, en representación de S.S. Benedicto XVI.



Canonización
El 22 de enero de 2016, según informó El Vaticano, el papa Francisco aprobó un milagro atribuido a la intercesión del adolescente, que ostentaba el título de beato, el penúltimo paso antes de su reconocimiento como santo de la Iglesia católica. La aprobación tuvo lugar la víspera durante una audiencia del Papa con el cardenal Angelo Amato, prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos del Vaticano.

Festividad e imagen
10 de Febrero. Adolescente con rama de palmera.  ( Wikipedia)

El más joven
El más joven de los mártires beatificados de la persecución mexicana había alcanzado la gracia del martirio. Ejemplo de amor y fidelidad a Cristo Rey y a su Iglesia: “Bienaventurados seréis cuando os injurien, os persigan y os calumnien de cualquier modo por mi causa. Alegraos y regocijaos, porque vuestra recompensa será grande en el Cielo: de la misma manera persiguieron a los profetas que os precedieron”. Cfr. Mt 5,11


Reliquia del Beato José Sánchez del Río (hueso), sólo era un adolescente cuando fue martirizado durante la persecución religiosa de 1926 a 1929.

Resultado de imagen para juan sanchez del rio



"Nunca como ahora ha sido tan fácil ganarse el Cielo"
La sangre de los mártires es semilla e nuestra Fe. José Sánchez del Río, al igual que muchos hombres y mujeres de nuestra cuidad y otros lugares, dieron testimonio de Cristo con sus vidas.

Joselito a su corta edad encontró a Cristo y ofrendó el don más grande que tenía: su vida. En el último instante de su vida, en su último palpitar grito: 
¡VIVA CRISTO REY! ¡VIVA SANTA MARÍA DE GUADALUPE!

http://w2.vatican.va/content/francesco/es/travels/2016/outside/documents/papa-francesco-messico-2016.html

16.02.2016: Momento en que Su Santidad, el Papa Francisco, se acercó a bendecir esta imagen del Beato José Sánchez del Río, después de que saludo a Ximenita, la niña del milagro.


16.02.2016: Ximenita la niña del milagro entrego un ramo de flores al Papa Francisco. El Papa puso las flores en la imagen del Beato Jose Sanchez del Rio.

Resultado de imagen para papa francisco y cracovia